¿CUÁLES SON LOS BENEFICIOS DE ISO 9001 PARA EL GERENTE?

¿CUÁLES SON LOS BENEFICIOS DE ISO 9001 PARA EL GERENTE?

¿CUÁLES SON LOS BENEFICIOS DE ISO 9001 PARA EL GERENTE?


Rajaram Govindarajan


Auditor Jefe SPG 

Los directores y gerentes también tienen mucho de qué beneficiarse implantando el sistema de gestión de la calidad ISO 9001, ya que éste les aporta una gran metodología para gestionar su organización.

El sistema de gestión orienta el trabajo de todo el personal hacia los objetivos de la organización, aumentando la participación e implicación de todo el personal, favoreciendo el trabajo en equipo y la motivación del resto del personal.

El sistema de gestión de la calidad mejora la definición de las responsabilidades, eliminando la posibilidad de conflictos entre personal, y aumenta la eficiencia interna.  Un sistema bien implantado reduce los desperdicios y por tanto reduce los costes.

Las mejoras de planificación y coordinación entre personal que se consiguen reducen plazos de entrega.  El sistema también mejora la calidad de la información y las maneras en que ésta  se comunica, lo que aumenta  la percepción de calidad de los clientes.

Hace décadas, en la evolución conceptual de la gestión de la calidad industrial, cuando una pieza salía defectuosa, el dueño del negocio despedía al operario. Pero al despedir al operario, la organización no sabía qué era lo que había fallado realmente en el proceso, y consecuentemente otros operarios continuaban también fabricando las piezas con el mismo defecto.

La industria aprendió con el tiempo que “un proceso” es más que un operario y que, para prevenir defectos, hay que diseñar los procesos “a prueba de errores”.

Se comprendió entonces que el defecto es responsabilidad de la dirección, no del operario,  que para evitar la aparición de defectos hay que asegurar que el material, la máquina y la metodología (procedimientos), estén exentos de la posibilidad de error y, además, que el operario necesita formación y sensibilización para evitar riesgos.

Más tarde, se introdujo el concepto de gestión por procesos, Total Quality Management, que permitía que toda la organización en su conjunto pudiera asumir la responsabilidad de la calidad en lugar de “pasar la pelota” al departamento de calidad.  Solo la motivación e implicación de la dirección puede lograr las mejoras.  ISO 9001 define las responsabilidades de la alta dirección.

IMPLICACIÓN DEL PERSONAL


La implicación del personal es una asignatura pendiente  en todos los sectores. Los principios en que se basa ISO9001 incluyen la satisfacción y motivación del personal, pues, sin ellos, es imposible lograr aplicar con éxito en la práctica la política de la excelencia.

Para conseguir la satisfacción en el trabajo y la motivación para la excelencia, una organización tiene que saber qué es lo que piensa el personal sobre su trabajo, qué nivel de satisfacción tiene y qué es lo que al personal le gustaría que hiciera la organización para aumentar sus ganas de trabajar más y mejor.

Hasta la fecha, la mayor pérdida que las organizaciones tienen, en todos los sectores, es no utilizar la capacidad humana al máximo. La idea de hacer una encuesta al personal para saber su nivel de satisfacción y motivación les asusta mucho a los gerentes. El saber qué piensa la gente es un dato más para mejorar los resultados de la organización y en ningún caso puede ser una desventaja.

En una organización que no tiene una  política de la calidad que forme parte de su visión y misión, ningún modelo de sistema de calidad será útil. Sin embargo, si hay ganas de hacer las cosas bien a la primera, si hay ganas de promover la excelencia, ISO9001 ofrece muchos mecanismos de gestión, entre ellos, métodos para detectar los fallos y  eliminar las causas raíz,  abandonando así  el viejo hábito de buscar “culpables” y creando la cultura de mejorar los procesos y sistemas para que éstos no dejen la posibilidad del error humano.

Las mejoras en la sistemática  también ayudan a eliminar demoras, mejorar la calidad de los productos, mejorar la productividad y permite aumentar la competitividad.